Noticias

Distribuir contenido
Editora principal - Especialista en Información | Dpto. Fuentes y Servicios de Información, Centro Nacional de Información de Ciencias Médicas, Ministerio de Salud Pública | Calle 27 No. 110 e M y N. Plaza de la Revolución, Ciudad de La Habana, CP 10 400 Cuba | Telefs: (537) 8383316 al 20, Horario de atención: lunes a viernes, de 8:30 a.m. a 5:00 p.m.
Actualizado: hace 1 hora 35 mins

Unicef, más de 500 000 niños en riesgo

Jue, 01/18/2018 - 05:13

La salud y la seguridad de más de 520 000 niños rohingya que viven en campos de refugiados superpoblados y en asentamientos informales en Bangladesh está en riesgo en vistas de la inminente estación de los monzones y ciclones. Lo advirtió la Unicef.

‘Mientras nos acercamos a la estación de los monzones y de los ciclones, lo que es ya una situación humanitaria desesperada corre el riesgo de convertirse en una catástrofe’, dijo Edouard Beigbeder, representante de Unicef en Bangladesh.

Y agregó: ‘Cientos de miles de niños ya viven en condiciones terribles y afrontarán un riesgo aun mayor de enfermedades, aluviones, aludes y desplazamientos’.

‘Agua no segura y condiciones higiénico-sanitarias no adecuadas pueden causar epidemias de cólera y casos de hepatitis E -una enfermedad mortal para las mujeres embarazadas y sus hijos- al mismo tiempo los pozos de agua estancados pueden atraer a mosquitos que portan el paludismo. Mantener a los niños a salvo de las enfermedades debe ser una prioridad absoluta’, afirmó.
enero 17/2018 (ANSA)

Posible nueva terapia genética para la diabetes tipo 1

Mié, 01/17/2018 - 05:26

La diabetes mellitus tipo 1 es una enfermedad crónica en la que el sistema inmunitario ataca y destruye las células beta que producen la hormona llamada insulina en el páncreas, lo que resulta en niveles de glucosa altos en sangre. Aproximadamente el 9 por ciento de la población adulta del mundo padece esta dolencia. Sus consecuencias a largo plazo pueden ser problemas de salud graves, como cardiopatías, neuropatías, y enfermedades renales.

Un objetivo fundamental del tratamiento de la diabetes es preservar y restaurar las células beta funcionales, y de ese modo reponer los niveles de insulina, que introduce la glucosa sanguínea en las células para cubrir sus necesidades energéticas. Sin embargo, en pacientes con diabetes tipo 1, la terapia de reemplazo de las células beta suele estar condenada a fallar porque las nuevas células caen víctimas de la misma autoinmunidad que destruyó a las células originales.

Una solución potencial para este problema es reprogramar células de otros tipos para convertirlas en sustitutas de las beta, al dotarlas de la misma capacidad de estas para producir insulina. La ventaja es que las sustitutas, como son distintas de las beta, no son atacadas por el sistema inmunitario. Con este enfoque, el equipo de George Gittes y Xiangwei Xiao, de la Escuela de Medicina en la Universidad de Pittsburgh, Estados Unidos, ha estudiado recientemente una nueva técnica genética. Esta ha permitido actuar con eficacia a células productoras de insulina así como mantener niveles de glucosa en sangre normales durante un periodo de tiempo largo en ratones con diabetes.

Los investigadores usaron un vector vírico para suministrar al páncreas del ratón dos proteínas, Pdx1 y MafA, que reprogramaron muchas células alfa convirtiéndolas en células beta funcionales productoras de insulina. Las células alfa y beta coexisten en el páncreas, concretamente dentro de estructuras llamadas islotes. Las células alfa, al igual que las beta, son células endocrinas. Mediante la citada reprogramación, el equipo de Gittes y Xiao consiguió restaurar los niveles normales de glucosa en sangre en los ratones diabéticos durante un periodo de tiempo largo, de normalmente unos cuatro meses. Teniendo en cuenta las diferencias entre el ratón y el ser humano, esos cuatro meses podrían convertirse quizá en varios años en humanos, tal como aventura Gittes.

Varias características de este enfoque terapéutico experimental podrían facilitar su traslado a los humanos. Para empezar, los vectores víricos como los usados en este estudio están actualmente siendo probados en varios ensayos de terapia genética en humanos. Además, dichos vectores víricos pueden ser suministrados directamente al páncreas humano a través de un procedimiento endoscópico no quirúrgico que se realiza de forma rutinaria, si bien tal procedimiento puede provocar una inflamación pancreática. Por otro lado, no se necesita inmunosupresión, de manera que los pacientes evitarían efectos secundarios derivados de ella, como por ejemplo un mayor riesgo de infección.
enero 16/2018 (noticiasdelaciencia.com)

Miles de bebés mueren en Estados Unidos por problemas del sueño

Mar, 01/16/2018 - 05:13

En Estados Unidos anualmente mueren 3500 recién nacidos por problemas relacionados con el sueño, informó recientemente el Centro de Control de Enfermedades (CDC).

Según los autores del reporte, la causa principal de los decesos es el síndrome de muerte infantil súbita o asfixia accidental.

“Por desgracia, muchos bebés de este país pierden la vida al dormir por problemas que podrían evitarse”, lamentó la directora del CDC, Brenda Fitzgerald.

Investigadores de ese organismo examinaron los datos del Sistema de Monitoreo de Evaluación del Riesgo de Embarazo 2015.

El mismo contempló una encuesta a las madres sobre posiciones para dormir no seguras, camas compartidas y el uso de ropa de cama suave de los estados de los que hay datos.

Las posiciones inseguras para dormir son aquellas en las que los bebés duermen de lado o sobre su estomago, precisó el reporte.

En la encuesta del estudio una de cada cinco madres dijo que colocaba a sus hijos de lado o sobre su estomago, más de la mitad dijo que compartía cama con su bebé y dos de cada cinco reportaron el uso de ropa de cama suave en la zona de sueño de los bebés.

Al respecto, Fitzgerald consideró que las autoridades de salud en el país deben hacer más para garantizar que todas las familias conozcan las recomendaciones de la Academia de Pediatras de Estados Unidos: los bebés deben dormir sobre su espalda, sin juguetes o ropa de cama suave, y en su propia cuna.
enero 15/2018  (PL)

Leer más en:

How to Keep Your Sleeping Baby Safe: AAP Policy Explained

Reduce the Risk of SIDS & Suffocation

 

Los niños prematuros tienen mayor riesgo de presentar dificultades cognitivas, motoras y de comportamiento

Lun, 01/15/2018 - 05:58

Existe poca evidencia sobre los efectos de la prematuridad sobre el posterior desarrollo del niño, por lo que un grupo internacional de investigadores ha llevado a cabo una revisión sistemática y posterior metaanálisis para estudiar las consecuencias asociadas a los distintos grados de prematuridad.

Se han evaluado los efectos en el desarrollo cognitivo, motor, conductual y académico de los niños nacidos prematuros en comparación con otros niños nacidos a término.

El análisis realizado consideró 74 estudios de investigación que incluyeron un total de 64 061 niños nacidos entre 1980 y 2016, de los que se obtuvo información acerca de su desarrollo neurológico. Se compararon los niños prematuros extremos (< 28 semanas), muy prematuros (28-33 semanas) y prematuros tardíos (34-36 semanas) con los niños nacidos a término (≥ 37 semanas) en diferentes etapas de su desarrollo: 2-4 años (edad preescolar), 4-11 años (primaria), 11-18 años (secundaria) y >18 años (educación superior).

Los resultados muestran que los niños prematuros tuvieron puntuaciones menores en una serie de evaluaciones cognitivas, como el cociente intelectual, y en pruebas de habilidades motoras, habilidad lectora, ortográfica y rendimiento en matemáticas. La mayoría de estos efectos se mantuvo hasta la educación secundaria.

Además, los niños nacidos prematuros tenían el doble de probabilidades de ser diagnosticados de trastorno por déficit de atención e hiperactividad y mostraron un menor rendimiento en tareas de memoria y velocidad de procesamiento comparado con los niños nacidos a término.

El trabajo demuestra que los efectos del desarrollo de la prematuridad persisten más allá de la infancia más temprana, por lo cual deberían sopesarse minuciosamente los beneficios de inducir el parto antes del término frente a un posible efecto adverso maternofetal intraútero. El estudio fue publicado recientemente en BJOG 2018; 125: 16-25.
enero 14/2018 (neurologia.com)

La salud cardiovascular en los niños está determinada por sus niveles de capacidad aeróbica

Sáb, 01/13/2018 - 05:01

Investigadores del grupo CTS-158 GALENO de la Universidad de Cádiz, dirigidos por el profesor José Castro Piñero, han trabajado durante tres años en un importante estudio multicéntrico basado en analizar la influencia de la actividad física en el desarrollo de enfermedades cardiovasculares, un trabajo para el que han tenido en cuenta factores ambientales, nutricionales, emocionales, genéticos, entre otros.

 

La principal novedad de este estudio reside en el hecho de que el grupo de individuos analizados ha estado formado por 230 niños, de entre 6 y 10 años, de 18 centros escolares de la provincia de Cádiz.

Para entender mejor la importancia de este trabajo y de sus resultados, se debe destacar que hasta la fecha existían diversas publicaciones realizadas en este sentido sobre adultos y adolescentes, pero ninguna en niños de 6 a 10 años. De esta forma, los investigadores de la Universidad de Cádiz, junto con la Universidad de Granada, la Universidad Politécnica de Madrid, el Centro Superior de Investigaciones Científica (CSIC) y la Universidad Complutense de Madrid, han centrado sus esfuerzos en la elaboración de unos puntos de corte de capacidad aeróbica, tanto para niños como para niñas de entre 6 y 10 años, que ayudarán a determinar el riesgo de sufrir enfermedades cardiovasculares en esta franja de edad.

Gracias a la gran cantidad de información recogida a lo largo de estos tres años, se han podido establecer una serie de puntos de corte que, además de ayudarnos a hacer perfiles, nos han posibilitado el ir un paso más allá y comprobar que el nivel de capacidad aeróbica que tiene el niño a los 6 años, por ejemplo,  determina su nivel de riesgo cardiovascular dentro de dos años“, como explica el coordinador de este trabajo en la UCA, José Castro Piñero.  Así, estos investigadores han podido observar que “el nivel de capacidad aeróbica que tiene un niño de 6 a 10 años viene a determinar el riesgo cardiovascular de este dos años después“.

Entre otras muchas cosas, el equipo del profesor Castro Piñero observó que “los niños que, en una primera instancia, tenían unos niveles altos de capacidad aeróbica, es decir, estaban por encima del punto de corte, tenían un perfil cardiovascular más saludable que aquellos que estaban por debajo de ese punto de corte. Por lo tanto, el nivel de capacidad aeróbica que un sujeto tiene a los 6 años, determinaba el riesgo cardiovascular posteriormente“. Por ello, “es importante establecer ya estrategias o fomentar la actividad física para mejorar lo que sería la capacidad aeróbica desde pequeño, y es que desde que somos niños nuestro nivel de capacidad aeróbica nos está determinando nuestro nivel de salud cardiovascular“.

Además de ello, y siempre en el contexto del proyecto UP&DOWN, respaldado por el Plan Estatal de Investigación Científica y Técnica y de Innovación, los investigadores del grupo GALENO también analizaron qué podría ocurrir si el niño cambia su nivel de capacidad aeróbica. De esta forma, “encontramos que aquellos niños que mantenían un nivel alto de capacidad aeróbica, en el seguimiento que les hicimos durante estos años eran los que tenían mejor salud cardiovascular. Y aquellos niños que, durante los dos años tenían bajo nivel de capacidad aeróbica, eran los que tenían peor perfil cardiovascular”. De igual forma, pudieron contrastar que “cuando desciendes tu nivel de capacidad aeróbica también el riesgo cardiovascular se incrementa, es decir, no podemos confiarnos porque con 6 años teníamos un buen nivel, hay que mantenerlo“.

Por ello, y tras la publicación de este trabajo bajo el título Cardiorespiratory fitness cut points for early detection of present and future cardiovascular risk in children: A two-year follow-up study en la prestigiosa Mayo Clinic Proceedings, desde la Universidad de Cádiz se recomienda establecer un protocolo de intervención desde centros educativos y sanitarios para fomentar desde la infancia la actividad física, focalizándola en una mejora de la capacidad aeróbica, para preservar lo que sería la salud cardiovascular.
enero 12/2018 (immedicohospitalario.es)

Los niños saben que los cumpleaños envejecen

Jue, 01/11/2018 - 05:41

“¿De qué murió? Demasiados cumpleaños”. El recuerdo anual del día en que nacimos nos hace reflexionar sobre el proceso de envejecimiento y esas contingencias humanas. Pero, cuándo empieza esa comprensión de la fugacidad de la vida. Para averiguarlo, el equipo de Jacqueline D. Woolley, de la Universidad de Texas, analizó los conceptos de edad, envejecimiento y cumpleaños en 99 niños estadounidenses de 3 a 5 años de edad.

Investigaciones anteriores habían mostrado que los niños en edad preescolar, a diferencia de otros animales, comprenden que todos los seres vivos crecen, y que el crecimiento es un proceso biológico. Tal iluminación intelectual cobra relieve en las fiestas de cumpleaños.

Según publican en el número de diciembre de Imagination, Cognition and Personality, observaron que, en parte debido a su relevancia como ritual sociocultural, los niños interpretan que la fiesta de cumpleaños desempeña un papel causal en ese deterioro vital y comprenden algunos aspectos biológicos del envejecimiento, si bien manifiestan cierta perplejidad y confusión ante otros efectos de la maduración. El estudio no lo dice, pero esa perplejidad se suele prolongar hasta los 90 años o más, en función del estado mental del cumpleañero.
enero 10/2018 (diariomedico.com)

Desarrollaron nanotransportadores para optimizar el tratamiento del VIH en niños

Vie, 01/05/2018 - 05:05

Expertos de la Facultad de Farmacia y Bioquímica de la Universidad de Buenos Aires (UBA) desarrollaron nanotransportadores micelares que podrían mejorar la biodisponibilidad oral de una droga antirretroviral que se utiliza para prevenir la transmisión del virus de la inmunodeficiencia humana (VIH) de madre a hijo. Este novedoso y efectivo sistema de entrega de drogas antirretrovirales constituye una significativa mejora respecto de las estrategias de tratamiento disponibles en la actualidad para pacientes pediátricos. La nueva formulación ya ha sido evaluada In vitro.

También en estudios In vivo con animales de experimentación, los expertos del Departamento de Tecnología Farmacéutica y de la Cátedra de Farmacología evaluaron en comparación el efecto de los nanotransportadores micelares como vehículo de la droga, con una formulación pediátrica disponible comercialmente y una suspensión extemporánea de nevirapina (NVP), utilizadas para prevenir la transmisión del VIH de madre a hijo.

Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), el VIH/SIDA es un importante problema de salud pública. Recientemente, el Programa Conjunto de Naciones Unidas para el Sida (ONUSIDA) emitió su reporte anual donde estimó que, en 2015, 36,7 millones de personas vivían con VIH en todo el mundo. El VIH puede transmitirse de la madre al hijo durante el embarazo, el parto y después por la lactancia materna. Prevenir la transmisión del VIH de madre a hijo constituye un desafío en todo el mundo desde 1998.

Acorde con las estadísticas mundiales correspondientes a 2015 presentadas por ONUSIDA, el 49 % de todos los niños que vivían con el VIH tuvo acceso al tratamiento en ese año, mientras que en 2010 el índice se situaba solo en un 21 %. Además, el 77 % de las embarazadas que vivían con el VIH tuvo acceso a medicamentos antirretrovirales en 2015 para prevenir la transmisión del VIH a sus bebés.

Los beneficios del tratamiento como prevención son cada día más evidentes. A nivel mundial, los casos de nuevas infecciones en niños han descendido en un 50 % del 2010 al 2015. Además, las muertes relacionadas con el sida han disminuido en un 45 % desde las máximas registradas en 2005. Hoy en día, el VIH pediátrico ha sido casi eliminado en los países desarrollados, pero, por desgracia, la situación es diferente en los países con índices medios y bajos de desarrollo. La mayoría de las nuevas infecciones ocurren en África. Allí, de los 70 mil bebés que nacían con VIH en  2000, se ha bajado a menos de 6 mil por año. Y de una expectativa de vida media para la población de 52,7 años en 2003, se ha subido a 62,9 años en 2014.

En la Argentina, un informe del Ministerio de Salud de la Nación advierte que en 2015 se notificaron en total 6000 nuevos casos de VIH, 6500 diagnósticos y 1400 muertes. Actualmente unas 126 mil personas viven con VIH en la Argentina, de las cuales solo el 50 % conoce su situación. De estas últimas, solamente 47 000 están bajo tratamiento, un 69 % en el servicio público y el resto cubiertos por seguridad social y prepagas.

En la actualidad, el tratamiento recomendado por la OMS para la profilaxis de la transmisión del VIH de madre a hijo, en el caso de los lactantes, consiste en una única dosis por vía oral de NVP al nacer (2 mg/kg) seguida de dosis diarias de la droga (5 mg/d) hasta al menos las seis semanas de edad. Sin tratamiento, el 50 % de los niños muere antes de los 2 años de edad.

“El fármaco se comercializa como comprimido o suspensión oral, pero la suspensión es la única formulación pediátrica disponible. Además, es de difícil administración teniendo en cuenta las pequeñas dosis requeridas para lactantes. Esto aumenta la posibilidad de errores de dosificación, y complica la adhesión al tratamiento”, sostiene el doctor Diego Chiappetta, profesor asociado de la cátedra de Tecnología Farmacéutica I de la Facultad de Farmacia y Bioquímica (FFyB) de la Universidad de Buenos Aires e investigador del Consejo Nacional de Investigaciones Científicas y Técnicas de la República Argentina (CONICET).

“Uno de los problemas asociados a esta droga -explica Chiappetta- es su baja solubilidad en agua. La disolución de la droga ha sido considerada el paso limitante para su absorción gastrointestinal. Por eso nos propusimos mejorar las formulaciones farmacéuticas pediátricas para incrementar la solubilidad de la droga en agua y, en consecuencia, su biodisponibilidad al administrarla oralmente; y que aumente así la eficacia terapéutica, la cual debe ser del 95 %”.

“En particular -señala por su parte la doctora Marcela Moretton, jefa de trabajos prácticos de Tecnología Farmacéutica I e investigadora CONICET- nos abocamos al mejoramiento de la formulación pediátrica utilizada actualmente mediante el uso de nanotransportadores. La encapsulación de fármacos lipofílicos dentro del núcleo hidrófobo de micelas poliméricas es una de las estrategias nanotecnológicas más atractivas para incrementar la solubilidad acuosa y la biodisponibilidad oral de algunos fármacos. Una alternativa interesante es la adición de cosolventes farmacéuticos para mejorar el rendimiento de las dispersiones micelares en la solubilización de drogas”.

“Este proyecto surge a partir de problemáticas encontradas a nivel hospitalario. Nuestro objetivo fue diseñar nanotransportadores micelares de la NVP para utilizarlos como sistemas de entrega de la droga. Sobre la base de nuestros resultados podemos concluir que esta novedosa formulación acuosa de NVP podría ser considerada como un tratamiento efectivo para prevenir la transmisión madre a hijo del VIH/SIDA”, grafican los expertos de la FFyB.

enero 4/2017 (noticiasdelaciencia.com)

Nueva inmunoterapia para un tipo de cáncer cerebral pediátrico mortal

Mar, 01/02/2018 - 05:39

Investigadores de la Universidad de California en San Francisco (UCSF) han identificado un nuevo antígeno tumoral que se encuentra presente en más del 70 % de los gliomas pontinos intrínsecos difusos (DIPG). El hallazgo ha posibilitado la generación de un clon de linfocitos T citotóxicos modificado genéticamente para reconocer un péptido derivado de este neoantígeno.

En experimentos con animales xenotrasplantados con DIPGs humanos, la transferencia adoptiva de los linfocitos suprimió la progresión del tumor. Hideho Okada, Profesor de Neurocirugía en la UCSF y director del estudio, indica que, debido a que el DIPG se encuentra en un área de difícil acceso del tronco cerebral donde además se alojan los centros de control de todas las funciones vitales, la remoción quirúrgica es imposible.

Hasta el momento la radioterapia es la única opción terapéutica, aunque raramente efectiva, ya que muy pocos pacientes sobreviven más de 1 año tras el diagnóstico. Ensayos adicionales de escaneo de alanina indican que no existen otras proteínas humanas que compartan secuencia con el neoantígeno, lo que sugiere que esta terapia podría ser usada de forma segura en pacientes.

Con este propósito los investigadores ya han iniciado un ensayo de fase I en pacientes pediátricos con DIPGs y otros gliomas relacionados.

enero 1/2018 (immedicohospitalario.es)

Un método sencillo para detectar apnea del sueño en niños y estimar su severidad

Lun, 01/01/2018 - 05:55

Un estudio internacional coordinado por las universidades de Valladolid (España) y Chicago (Estados Unidos) presenta un método simplificado para detectar el síndrome de la apnea-hipopnea del sueño (SAHS) en niños, una enfermedad en la que el pequeño, mientras duerme, deja de respirar momentáneamente de forma total (apnea) o parcial (hipopnea). El método desarrollado se basa en un algoritmo capaz de estimar, mediante el análisis de una sola señal –la oximetría de pulso, una prueba no invasiva y de bajo coste-, si el niño padece apnea y la severidad de la misma.

La investigación tiene su origen en un trabajo preliminar llevado a cabo por el Grupo de Ingeniería Biomédica (GIB) de la Universidad de Valladolid, dirigido por Roberto Hornero, y el Departamento de Pediatría de la Universidad de Chicago, encabezado por David Gozal, con el fin de facilitar el diagnóstico de la apnea del sueño en niños.

Aunque se estima que la incidencia de la enfermedad en niños es similar a la registrada en adultos –se calcula que hasta un 20 por ciento de la población puede padecerla-, se trata de una enfermedad infradiagnosticada en España. Tan solo entre el 2 y el 5 por ciento de los adultos afectados está diagnosticado, un porcentaje que en niños es aún menor.

En el caso de los adultos diagnosticados, la solución estándar es la terapia con CPAP, un dispositivo que ayuda a mantener la tráquea abierta durante el sueño. Sin embargo, en la etapa pediátrica se recomienda la cirugía para extirpar las amígdalas y las vegetaciones, lo que ayuda a despejar la vía aérea superior.

“Actualmente, la prueba estándar para detectar apnea del sueño en niños es la polisomnografía, que implica pasar una noche en el hospital, totalmente cableado, ya que se toman hasta 32 registros biomédicos simultáneos”, detalla a DiCYT Roberto Hornero. Esto es incómodo para el niño y también supone un elevado coste para el hospital. Además, “interpretar una polisomnografía es complejo y un especialista puede emplear entre 2 y 3 horas de trabajo en revisar la polisomonografía y llegar a un diagnóstico”, añade.

Para simplificar el proceso, el equipo científico plantea que, con un único registro, el de la oximetría de pulso o pulsioximetría –una prueba sencilla en la que se coloca una pinza en el dedo del paciente para calcular su nivel de oxígeno en sangre- pueda realizarse automáticamente un diagnóstico fiable.

Para desarrollar el modelo, en una primera fase, la Universidad de Chicago aportó información de cerca de 1000 polisomnografías realizadas a niños en su laboratorio del sueño. De ellas, los investigadores de la UVa tomaron 500 y extrajeron hasta 20 características de la señal de saturación de oxígeno en sangre. En una segunda etapa, seleccionaron las características más importantes y las que ofrecían información complementaria. Después, en una tercera fase de clasificación y regresión, aplicaron redes neuronales -sistemas informáticos que simulan las propiedades observadas en los modelos neuronales biológicos- para que el modelo fuera capaz de discernir por sí mismo si el paciente presenta o no apnea del sueño y, en caso positivo, su severidad.

“Los resultados de este estudio preliminar fueron bastante alentadores, por lo que David Gozal se puso en contacto con otros hospitales de todo el mundo para que nos enviaran los registros de sus bases de datos y validar el modelo”, apunta el investigador de la UVa.

Finalmente, se unieron al proyecto 13 unidades del sueño pediátricas de centros hospitalarios no solo de Estados Unidos y España –como la Unidad del Sueño del Hospital de Burgos-, también de China, Taiwan, Bélgica, Chile, Grecia, Alemania y Portugal. En total, se generó una base de datos de 4192 registros de niños. La capacidad diagnóstica del algoritmo fue alta, cercana al 82 por ciento, un porcentaje “que en el futuro podría incluso mejorarse si se perfecciona el modelo”, subraya Hornero.

“Pensamos que puede ser una prueba de screening o cribado, es decir, que permitiera descartar niños que estamos seguros que no tienen apnea o detectar niños que tienen apnea severa, de forma que solo se hiciera la polisomnografía a los casos dudosos”, concluye el investigador. El trabajo ha sido publicado en la American Journal of Respiratory and Critical Care Medicine’, que tiene un alto factor de impacto de 13’2.
diciembre 31/2017 (noticiasdelaciencia.com)

Síntomas obsesivo-compulsivos leves en el cerebro de niños sanos

Lun, 12/25/2017 - 05:08

Un estudio realizado por el Instituto de Investigación Biomédica de Bellvitge (IDIBELL) y el Instituto de Salud Global de Barcelona (ISGlobal), centro impulsado por la Fundación Bancaria “la Caixa”, asocia por primera vez síntomas obsesivo-compulsivos leves, presentes en un porcentaje mucho mayor de casos que los que requieren atención médica y psicológica especializada, a alteraciones concretas de la anatomía cerebral.

El trabajo, publicado recientemente en el Journal of the American Academy of Child and Adolescent Psychiatry, aporta una nueva perspectiva en la planificación de estrategias de prevención para los trastornos de salud mental a largo plazo.

El trastorno obsesivo-compulsivo es un trastorno mental grave que afecta a entre un 1 y un 2 % de la población. Los síntomas leves, en cambio, son muchos más frecuentes, pudiendo estar presentes en hasta cerca de un 30 % de la población. Estos síntomas incluyen, por ejemplo, pensamientos recurrentes acerca de la posibilidad de contagiarse de alguna enfermedad al entrar en contacto con objetos situados en espacios públicos, miedo a haber realizado inadvertidamente alguna conducta potencialmente peligrosa (como dejarse la puerta abierta al salir de casa) o la necesidad de tener los objetos de casa o el espacio de trabajo en perfecto orden y simetría.

Igualmente, estos síntomas van frecuentemente acompañados de conductas repetitivas e innecesarias de limpieza, comprobación u organización, que si bien son generalmente percibidas como excesivas, son difícilmente controlables. En la mayoría de ocasiones estos síntomas leves no interfieren con la vida del sujeto y no requieren de una atención especial. En algunos casos, por ejemplo, tras una situación de estrés prolongado, pueden desembocar en la aparición de un cuadro más severo que precise tratamiento especializado.

La infancia es un periodo especialmente sensible a la presencia de estos síntomas obsesivo-compulsivos. Así, es relativamente normal que los niños y niñas ‘necesiten’ tocar todas y cada una de las barras de una verja, quieran guardar sus zapatos de una manera determinada o no puedan evitar sumar o repetir en voz alta los números de las matrículas de los coches.

Tal como pasa en los adultos, en la mayoría de ocasiones estos síntomas nunca llegarán a interferir de manera significativa con el normal funcionamiento de la persona. “En un pequeño porcentaje de casos, sin embargo, estos pueden ser indicadores de un mayor riesgo de desarrollar un trastorno obsesivo-compulsivo que requiera tratamiento durante la propia infancia o en la edad adulta”, comenta Carles Soriano-Mas, autor principal del estudio.

Prevención de trastornos de salud mental

En el trabajo se estudiaron 255 niños y niñas de entre 8 y 12 años de edad, todos ellos sanos, sin diagnóstico de ningún trastorno de salud mental, a los que se pidió responder un cuestionario sobre la presencia de síntomas obsesivo-compulsivos de carácter leve. Los niños y niñas mostraron una presencia variable de este tipo de factores, siendo los más frecuentemente observados los relativos a conductas de comprobación, orden y simetría, o acumulación innecesaria de objetos, así como la presencia reiterada de pensamientos negativos y perturbadores.

A los niños y niñas, con el consentimiento de sus padres o tutores legales, se les realizó también una resonancia magnética estructural, una técnica totalmente innocua que permite explorar con gran detalle la anatomía cerebral. “Al relacionar los resultados del cuestionario con la anatomía cerebral, descubrimos que los diferentes síntomas presentes, a pesar de su carácter leve, se asociaban con características anatómicas concretas. Curiosamente, estas mismas características anatómicas han sido también observadas en pacientes con síntomas más graves, con un trastorno obsesivo-compulsivo diagnosticado”, explica Soriano-Mas.

Estos resultados sugieren que algunos trastornos mentales pueden ser considerados como una manifestación llevada al extremo de determinadas características presentes de forma relativamente frecuente entre la población sana. “Habrá que considerar posiblemente otros factores, de carácter diverso y entre los que se pueden incluir no únicamente factores biológicos, sino también otros de tipo social, educativo y de bienestar general, para determinar por qué en algunos casos estos síntomas permanecen leves y bajo control, y en otros evolucionan a formas más severas que requieren atención especializada”, añade el investigador de IDIBELL.

Las conclusiones obtenidas también permiten empezar a plantear estrategias de prevención para los trastornos de salud mental. Por ejemplo, en aquellas personas en las que se sospeche que hay un riesgo incrementado de desarrollar un trastorno mental (los hijos de padres con problemas de salud mental, por ejemplo), se podría hacer un seguimiento de su anatomía cerebral para cuantificar de manera más precisa la probabilidad de desarrollar una enfermedad que interfiera con su desarrollo normal.
diciembre 24/2017 (agenciasinc.es)

Referencia bibliográfica:

Suñol, M.; Contreras-Rodríguez, O.; Macià, D.; Martínez-Vilavella, G.; Martínez-Zalacaín, I.;  Subirà, M.; Pujol; J.; Sunyer, J.; Soriano-Mas, C. (2017). Brain Structural Correlates of Subclinical Obsessive-Compulsive Symptoms in Healthy Children.Journal of the American Academy of Child & Adolescent Psychiatry.

Comida sana, niños felices

Lun, 12/18/2017 - 05:32

Una dieta saludable se asocia con un mejor autoestima y menos problemas emocionales en los menores, independientemente de su peso. Así concluye un nuevo estudio realizado en ocho países, entre ellos España, que también recoge datos a la inversa: el autoestima se vincula con pautas que restringen el consumo de azúcares y grasas, y fomentan el de pescados y verduras.

Tener pocos amigos o ser objeto de burlas son algunos de los problemas emocionales que sufren cada día muchos niños y niñas. Ahora, un estudio publicado en la revista BMC Public Health vincula estos aspectos con la alimentación.

El trabajo asocia la ingesta de productos saludables con un mejor autoestima y menos trastornos emocionales en los menores, independientemente del peso corporal. De la misma forma, un mejor autoestima se relaciona con una mejor adherencia a las pautas de alimentación sana.

“Una dieta saludable puede mejorar el bienestar de los niños”, explica Louise Arvidsson, una de las autoras de la Universidad de Gotemburgo (Suecia). “En los pequeños hay una asociación entre el cumplimiento de las pautas dietéticas saludables y un mejor bienestar psicológico –lo que incluye menos problemas emocionales, mejores relaciones con otros niños y una mayor autoestima– dos años después”.

Tras examinar a 7675 niños de dos a nueve años de ocho países europeos (Bélgica, Chipre, Estonia, Alemania, Hungría, España y Suecia), los investigadores encontraron que una puntuación mayor en un índice de adherencia alimentaria saludable (HDAS) al inicio del estudio estaba asociado con una mejor autoestima y menos problemas emocionales y con sus semejantes un par de años después.

Además, las asociaciones entre HDAS y el bienestar fueron similares para los niños que tenían un peso normal y los que sufrían sobrepeso. “Fue sorprendente descubrir que la asociación entre la dieta inicial y un mayor bienestar dos años después era independiente de la posición socioeconómica de los niños y su peso corporal”, añade Arvidsson.

El HDAS tiene como objetivo capturar el cumplimiento de las pautas dietéticas saludables, que incluyen limitar la ingesta de azúcares refinados, reducir las grasas y comer frutas y verduras. Un HDAS más alto indica una mejor adherencia a las recomendaciones, es decir, una alimentación más saludable. Las pautas son comunes a los ocho países incluidos en este estudio.

Más pescado y verduras

Los autores utilizaron datos de un estudio prospectivo de cohortes que pretende comprender cómo prevenir el sobrepeso en los niños y al mismo tiempo considerar los múltiples factores que contribuyen a ello.

Al comienzo del periodo de estudio, se les pidió a los padres que informaran con qué frecuencia por semana sus hijos consumían alimentos de una lista de 43 artículos. Dependiendo de su consumo de estos alimentos, a los niños se les asignó una puntuación HDAS.

El bienestar psicosocial se evaluó en función de la autoestima, las relaciones con los padres, los problemas emocionales y con los compañeros. También se midieron la altura y el peso de los niños. Todos los cuestionarios se repitieron dos años después.

El estudio es el primero en analizar los componentes individuales incluidos en el HDAS y sus asociaciones con el bienestar de los niños. Los autores encontraron que la ingesta de pescado de acuerdo con las directrices (2-3 veces por semana) se asoció con una mejor autoestima y con una ausencia de problemas emocionales y entre compañeros. La ingesta de productos integrales se asoció con una falta de conflictos entre iguales.

Las asociaciones iban en ambas direcciones, es decir, un mejor bienestar se relaciona con el consumo recomendado de frutas, verduras, azúcar y grasa; una mejor autoestima se asocia con la ingesta de azúcar de acuerdo con las directrices; las buenas relaciones con los padres con el consumo de frutas y verduras ponderado; menos problemas emocionales con la toma de grasa aceptable; y menos problemas con los compañeros se asocian con el consumo de frutas y verduras saludable.

Los resultados deben confirmarse

Los autores advierten que los niños con mala alimentación y bajo bienestar eran más propensos a abandonar los estudios y, por tanto, estaban subrepresentados en el seguimiento a dos años, lo que complica las conclusiones acerca de las verdaderas tasas de mala alimentación y bajo bienestar.

Es más, como el estudio es observacional y se basa en datos facilitados por los padres, no es posible extraer conclusiones sobre la causa y el efecto. “Estas asociaciones deben confirmarse en estudios experimentales que tengan en cuenta a los niños con diagnóstico clínico de depresión, ansiedad u otros trastornos del comportamiento, en lugar del bienestar informado por los padres”, concluye Arvidsson.
diciembre 17/2017 (agenciasinc.es)

Referencia bibliográfica:

Arvidsson et al.: Bidirectional associations between psychosocial well-being and adherence to healthy dietary guidelines in European children: prospective findings from the IDEFICS study. BMC Public Health 2017 DOI: 10.1186/s12889-017-4920-5

Unos 400 000 niños desnutridos podrían morir en el Congo en 2018

Sáb, 12/16/2017 - 05:13

El Fondo de Naciones Unidas para la Infancia (Unicef) advirtió recientemente que al menos 400 000 niños de República Democrática del Congo (RDC) están severamente desnutridos y corren el riesgo de morir en el 2018.

La difícil situación en la región de Kasai en el país ha sido provocada en gran medida por la violencia, el desplazamiento masivo y una producción agrícola reducida en los últimos 18 meses, dijo Unicef en un boletín de prensa.

Aunque la situación de seguridad se ha estabilizado en partes de la región y algunas poblaciones desplazadas han empezado a regresar a sus hogares y comunidades, la situación humanitaria sigue siendo crítica, dijo.

La violencia y el desplazamiento de 1,4 millones de personas en la región de Kasai han conducido a la escasez de alimentos y dos tercios de las familias no pueden trabajar la tierra y cultivar sus productos. La seguridad alimentaria ahora está afectando grandes zonas de la región y no se espera que las condiciones mejoren antes de junio de 2018 porque la temporada de siembra de 2017 se perdió.

Las instalaciones de salud también han sido devastadas, lo que hace que resulte más difícil proporcionar a los niños desnutridos tratamiento y atención médica.

Cerca de 220 centros de salud han sido destruidos, saqueados o dañados, lo que ha debilitado el sistema de salud, reducido el acceso a la atención médica y aumentado el riesgo de propagación de enfermedades  contagiosas como el sarampión, dijo Unicef.

Más de 750 000 niños de la región de Kasai presentan desnutrición aguda y 25 zonas de salud en la región se encuentran en situación de crisis nutricional, dijo Unicef.
diciembre 15/2017  (Xinhua)

El comportamiento de los padres está relacionado con el riesgo de suicidio en los hijos

Sáb, 12/09/2017 - 05:11

Los adolescentes que sienten que sus padres rara vez demuestran interés por su bienestar emocional son mucho más propensos a considerar el suicidio que los que dicen que sus padres están involucrados y orgullosos de ellos, dijeron recientemente investigadores estadounidenses.
Los hallazgos de la Universidad de Cincinnati se producen en momentos en que la tasa de suicidios entre adolescentes se ha incrementado en Estados Unidos, generando preocupación entre los padres, educadores y expertos en salud.

Solo en el último mes, una niña de 10 años en Colorado y una de 13 en California se ahorcaron. Sus padres sostienen que el acoso o bullying del que eran víctimas en la escuela contribuyó a la decisión de las niñas.

‘Los padres nos preguntan todo el tiempo: ‘¿Qué podemos hacer?”, dijo Keith King, quien coordina el programa de doctorado de educación y promoción de la salud de la Universidad de Cincinnati.

‘Los niños necesitan saber que cuentan con el apoyo de alguien, y desafortunadamente, muchos de ellos no lo consiguen. Es un problema importante’.

King y su colega, Rebecca Vidourek, analizaron una encuesta nacional de 2012 de personas de 12 años o más que reveló un vínculo significativo entre el comportamiento de los padres y el suicidio entre los adolescentes.

El grupo etario más afectado por el comportamiento de los padres fue el de los 12 y 13 años.

Los niños de este grupo que contaron que sus padres rara vez o nunca les decían que estaban orgullosos de ellos tenían casi cinco veces más probabilidades de tener pensamientos suicidas, sostuvieron los investigadores.

También tenían casi siete veces más probabilidades de planear un suicidio y siete veces más probabilidades de intentar suicidarse que el resto.

Además se observó un riesgo inusualmente alto de suicidio en los niños de 12 y 13 años cuyos padres rara vez o nunca les dijeron que hicieron un buen trabajo o los ayudaron con sus tareas.

Igualmente, los adolescentes de 16 y 17 años cuyos padres rara vez o nunca dijeron que estaban orgullosos de ellos tenían tres veces más probabilidades de tener pensamientos suicidas y casi cuatro veces más probabilidades de crear un plan suicida e intentar suicidarse que los adolescentes cuyos padres a veces o con frecuencia expresaban orgullo por sus hijos.

‘Algo crucial es asegurar que los niños se sientan muy conectados con sus padres y su familia’, dijo Vidourek, quien se desempeña como codirector del Centro de Ciencias Preventivas junto con King.

Los adolescentes también pueden ser más propensos a probar drogas o comportamientos sexuales de riesgo si los padres no están adecuadamente involucrados con ellos, dijo King.

Un informe de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades  de Estados Unidos a principios de este año halló que la tasa de suicidio entre las adolescentes se duplicó entre 2007 y 2015, y aumentó un 30 % entre los adolescentes varones.

Los expertos mencionan una serie de factores que contribuyen al riesgo de suicidio, incluida la depresión y la salud mental, las influencias negativas en las redes sociales, el bullying, las dificultades financieras y la exposición a la violencia.

Entonces, ¿qué pueden hacer los padres?

‘Pueden decirles a sus hijos que están orgulloso de ellos, que hicieron un buen trabajo, involucrarse con ellos y ayudarlos con sus tareas’, afirmó King.

La investigación fue presentada en la conferencia anual de la Asociación Estadounidense de Salud Pública en Atlanta.
diciembre 8/2017 (AFP)
 

¿Amamantar a los hijos mejora su capacidad intelectual?

Vie, 12/08/2017 - 05:42

Desde hace décadas las autoridades sanitarias insisten en los beneficios de la lactancia materna demostrados por la evidencia científica: refuerza el sistema inmunológico mientras el bebé es amamantado, y reduce el riesgo de padecer diabetes y obesidad. En países en vías de desarrollo, la leche materna es clave para reducir la mortalidad infantil. Sin embargo, cada vez más trabajos ponen en duda los beneficios cognitivos en niños amamantados. Estos pueden ser el resultado de haberlos criado en hogares con mayores recursos y que proporcionan ventajas educativas a sus hijos.

 

Al analizar el efecto de la lactancia sobre el rendimiento escolar en China, donde no se asocia con ventaja social, los resultados no muestran correlación entre ambos

La evidencia sobre las ventajas intelectuales de los niños de pecho podría no ser contundente, debido a que la gran mayoría de los estudios previos fueron diseñados sin tener en cuenta el sesgo de selección de datos.

Tanto por motivos prácticos como éticos, en este tipo de pruebas no es posible asignar aleatoriamente a los lactantes a los distintos grupos de estudio, y esto impide neutralizar el efecto que las características físicas, psicológicas o socioeconómicas de las madres pueden tener en la adopción de la lactancia. De este modo, podrían ser estos factores, y no la leche en sí, los que estuvieran detrás de los beneficios detectados.

Ahora, una investigación de la UNED ha estudiado la correlación entre la lactancia materna y los resultados educativos en un contexto menos afectado por sesgos de selección. Los autores recurrieron al Panel de Estudios de la Familia China para analizar los datos de más de 3200 niños.

Eliminar el estigma e igualar permisos de maternidad y paternidad

Con el objetivo de evitar el problema de sesgo, el análisis debía realizarse en un contexto cultural donde el acceso a la lactancia materna no estuviera fuertemente normativizado. En China, a diferencia de lo que suele ocurrir en occidente, la ventaja social y la lactancia materna no están asociados de forma unívoca.

Al analizar el efecto de la lactancia sobre el rendimiento escolar en ese país, los resultados muestran que no hay asociación entre ambos. Tanto en matemáticas como en lengua china, las dos materias que fueron analizadas en el estudio, no se observaron diferencias significativas a medio plazo entre los niños que fueron amamantados y los que tomaron leche de fórmula.

“Resultados como estos deberían llevar a los profesionales de la medicina a matizar sus recomendaciones sobre alimentación infantil, tratando de eliminar el estigma que actualmente se asocia a la lactancia artificial, y a los policy makers a replantear la naturaleza de los permisos de maternidad y paternidad pues, si es cierto que es la implicación en la crianza y no la leche materna lo que resulta beneficioso para los niños, padres y madres podrían disfrutar de los permisos en similares condiciones” apuntan los autores del estudio.

Cuando la lactancia materna no es una opción, ya sea por razones fisiológicas o prácticas, la presión social en ocasiones puede tener consecuencias para las madres en forma de culpa o ansiedad, lo que a su vez es perjudicial para el bienestar de sus hijos: “Estas madres (y padres) deben saber que la evidencia más reciente y metodológicamente más rigurosa sugiere que son ellas y su implicación en la crianza, más que su leche, las que tienen un impacto positivo y duradero en el bienestar de sus hijos”.
diciembre 7/2017 (agenciasinc.es)

Vinculan el consumo de paracetamol durante el embarazo con el riesgo de TDAH de los niños

Jue, 12/07/2017 - 05:29

Un estudio realizado en Noruega ha ampliado las evidencias que vincularían la toma de paracetamol durante el embarazo con un incremento en el riesgo de problemas conductuales en los niños.

Los investigadores obtuvieron datos de 112 973 niños noruegos, que incluían 2246 casos de trastorno por déficit de atención/hiperactividad (TDAH). Tras ajustar diversas variables (toma de paracetamol antes del embarazo, riesgo familiar de TDAH e indicaciones para la toma del fármaco), observaron que las madres que tomaron paracetamol durante el embarazo tenían ligeramente más probabilidades de que su hijo fuera diagnosticado de TDAH.

El vínculo se limitaría al uso a largo plazo, sobre todo un mes o más. Así, cuando las madres embarazadas tomaron paracetamol durante más de 29 días, sus hijos tenían el doble de probabilidades de ser diagnosticados de TDAH, en comparación con las mujeres que no usaron el medicamento (hazard ratio: 2,20; IC 95 %: 1,50-3,24). Sin embargo, cuando las madres embarazadas tomaron el fármaco durante una semana o menos, sus hijos mostraron una ligera reducción en el riesgo de TDAH (hazard ratio: 0,90; IC 95%: 0,81-1,00). El estudio fue publicado en Pediatrics  2017; 140. pii: e20163840.

diciembre 6/2017 (neurologia.com)

Pediatría en la era de las supermadres y los superpadres

Mié, 12/06/2017 - 05:28

Los pediatras son los únicos especialistas que rara vez atienden solo a su verdadero paciente. En un mundo con acceso ilimitado a la información, eso supone que muchos de los nuevos padres y madres acuden a la consulta de sus hijos con más respuestas que preguntas. Los progenitores conocen sus derechos y solo quieren actuar de la mejor forma posible, pero en caso de problemas graves la última palabra la debe tener siempre el médico.

 

Los padres y madres del siglo XXI se involucran en el bienestar de sus criaturas tanto como los de la generación anterior, pero su relación con los pediatras ha cambiado mucho. No es de extrañar, teniendo en cuenta que solo con un clic acceden a ingentes cantidades de información sobre salud infantil.

“Hoy acuden a la consulta con mucho más conocimiento que antes, lo que es positivo”, explica a Sinc Roi Piñeiro, jefe asociado del Servicio de Pediatría del Hospital General de Villalba. “La dificultad radica en filtrar, en seleccionar qué es correcto y qué no. Es algo que se aprende con el tiempo”.

La confianza en el pediatra resulta hoy fundamental, opina Piñeiro. Una nueva labor del especialista es corroborar o corregir lo que los padres han leído en internet; incluso repasar la información que, aun siendo correcta, puede haberse malinterpretado. Pero ¿qué hacer cuando unos padres cuestionan el diagnóstico o la medicación? En su opinión y la de otros compañeros de profesión, hay que argumentar con evidencias científicas para que no interfieran en las indicaciones terapéuticas a sus hijos.

“A los padres hay que escucharles siempre, porque en muchas ocasiones tienen la llave del diagnóstico del niño. El problema son los que están equivocados”, afirma Consuelo Pedrón, veterana pediatra en la sección de Gastroenterología y Nutrición del Hospital Infantil Universitario Niño Jesús. “Primero hay que preguntarles dónde se han informado y después explicarles cuáles son los riesgos de seguir pautas incorrectas”.

Quitando los casos provenientes de trastornos clínicos, las situaciones más graves a las que se ha enfrentado la especialista tienen que ver con niños ingresados por altos déficits de vitamina B12 generados por una lactancia materna exclusiva demasiado prolongada o vegetarianismo impuesto por los padres sin los suplementos adecuados.

La especialista en nutrición infantil sostiene que, salvo casos extremos, los familiares siempre piensan que están haciendo lo mejor para sus hijos. “No se les puede acusar de negligencia o de malos cuidados, hay que procurar quitarles la sensación de culpa y mejorar la situación”, apunta.

Existen pocos datos sobre el efecto beneficioso o distorsionador de las búsquedas en internet relacionadas con la salud infantil, aunque lo cierto es que hay miles de blogs, webs y foros dedicados al cuidado de los hijos, y no todos son fiables.

“Nos puede generar inseguridad haber perdido la exclusividad como fuente de información sobre salud y que se pueda cuestionar nuestro criterio con argumentos más o menos acertados”, cuenta el pediatra Aser García Rada. “Deberíamos aceptar estas circunstancias –continúa– y ganar en humildad y empatía para resolver sin recelo ni condescendencia las dudas de padres que generalmente van a tener más información que antes para contrastar”.

Conflictos con los padres 2.0Los profesionales deben adaptarse a las nuevas tecnologías, si bien no han recibido formación sobre cómo afrontar ese exceso de información. “Tampoco sobre cómo comunicarnos efectivamente con los pacientes, es una asignatura pendiente que poco a poco vamos afrontando”, subraya Cristina Calvo, jefa del Servicio de Pediatría, Enfermedades Infecciosas y Tropicales del Hospital Universitario La Paz.

Además, en las últimas décadas la práctica de la medicina ha cambiado. Hoy la ciudadanía conoce cada vez mejor sus derechos, lo que supone la posibilidad de aceptar una prescripción clínica o no hacerlo.

En la actualidad se trabaja para alcanzar decisiones consensuadas con los propios pacientes. “Los tiempos de la medicina paternalista, en la que solo hablaba y decidía el médico, deben terminar”, subraya Piñeiro.

Opina igual Aser García Rada. “En general se subestima a la población pensando que la mayoría no va a tener criterio para valorar la fiabilidad de una fuente. En mi caso, y salvo casos concretos, la experiencia me ha demostrado lo contrario”.

Es innegable que existe una nueva generación de padres y madres sobradamente informados sobre la salud de sus hijos. “Sí, pero algunos no saben sacar mucho partido de esos detalles”, subraya Pedrón. “El aumento de la educación no se traduce en menos consultas médicas. Todo lo contrario, porque acuden tres y cuatro veces por la misma causa”.

Acabar con la homeopatía para los niñosLos pediatras de primaria ven muchísimos pacientes todos los días, por lo que tienen en sus manos una difícil labor educativa y de promoción de la salud. Pero, ¿y si los padres se deciden por opciones no validadas científicamente? “No hay que tratarles con arrogancia o displicencia. Es poco profesional y contraproducente porque ponemos a la defensiva a aquellos cuyas prácticas pretendemos cambiar”, indica García Rada.

Sobre el uso de la homeopatía en niños hay pocas cifras, pues la venta es libre y es difícil comprobar qué cantidad se vende realmente, y si se administra a los niños o no. Los datos de la última Encuesta de Percepción Social de la Ciencia, realizada por la Fundación Española para la Ciencia y la Tecnología (Fecyt), apuntan que más de la mitad de los españoles (el 53 %) cree en las bondades de la homeopatía.

Un estudio publicado en 2013 sobre el uso de medicina complementaria y alternativa en niños de 20 países europeos –entre ellos España– extrapoló que el 56 % de la población en general la había utilizado al menos una vez en el último año, un porcentaje que apenas bajaba al 52 % en el caso exclusivo de los niños en Europa.

Vivimos una época de cuestionamiento generalizado de las instituciones, la autoridad, lo establecido. “No es que la gente sea incompetente, es que nuestro contexto favorece creer en realidades alternativas cuando lo convencional nos ha defraudado”, puntualiza el especialista.

No obstante, la advertencia es clara en el caso de la homeopatía: “Los pediatras recomendamos no administrar productos homeopáticos a los niños”, subraya Roi Piñeiro. Lo más grave ocurre cuando los padres sustituyen el tratamiento prescrito por el pediatra por uno homeopático.

Así murió recientemente, en mayo de 2017, un niño italiano de siete años. Sus padres decidieron tratar su otitis solo con homeopatía, haciendo caso omiso al antibiótico prescrito por el pediatra y que habría curado sin complicaciones la infección. El pequeño Francesco tuvo que ser atendido en estado crítico en un centro hospitalario, pero lamentablemente no funcionó.

¿Por qué no quieren vacunarlos?El pasado mes de julio, el Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad publicó los datos de las coberturas vacunales correspondientes a 2016. La media en España es alta y ronda el 95 %, incluso en los dos primeros años de vida es aún mayor: más del 97 % el primero (3 dosis de DTPa, Hib, polio y hepatitis B, y primovacunación frente a meningococo C) y más del 95 % en las dosis de refuerzo el segundo (DTPa, Hib, polio y meningococo C).

A pesar de esto, por desgracia, en España se han vivido casos como el niño de Olot, que en 2015 falleció de difteria al no estar vacunado. “Es muy grave que un niño fallezca por una enfermedad que se previene con una vacuna. Afortunadamente, las coberturas vacunales en nuestro país son muy altas, gracias a la labor de concienciación que hacen los pediatras de Atención Primaria”, aclara Cristina Calvo.

En la historia clínica del niño se recoge la documentación que los padres deben firmar responsabilizándose de las complicaciones que puedan acontecer a su hijo por no haberse vacunado. Con los que son contrarios a la vacunación de sus hijos, el problema es complejo. Se pone en riesgo directamente a los pacientes, de ahí que algunos pediatras consideren que no poner las vacunas se debería considerar un tipo de maltrato.

Las vacunas son responsables primordiales de que la mortalidad infantil haya descendido enormemente en los países industrializados. Las incluidas en el calendario vacunal infantil (como la de la hepatitis B, la triple vírica, la meningitis C, la polio, etc.) han pasado estudios exhaustivos que justifican su beneficio.

“Cuando encuentro a una familia que no quiere administrárselas a sus hijos, trato de explicarles que superan ampliamente los riesgos documentados. Respeto en cualquier caso su decisión, siempre que no constate que la falta de vacunación se deba a un descuido generalizado o a problemas de índole social”, añade García Rada.

Diálogo contra la información incorrectaEn general, el padre y la madre 2.0 tienen estudios universitarios, una edad comprendida entre los 25 y los 40 años y suficientes posibilidades económicas como para poder disponer de teléfonos o tabletas inteligentes y una buena conexión a internet.

“Están intoxicados por información inadecuada, pero eso no quiere decir que no tengan capacidad crítica”, mantiene Roi Piñeiro. “La actitud del pediatra debe pasar siempre por el diálogo, basado en el respeto y la confianza, sin prejuzgar la actitud de unos padres que, aun estando equivocados, solo buscan lo mejor para sus hijos”.

Los expertos se ponen de acuerdo en que la mejor recomendación es confiar en su médico. “Si nuestra actitud es el enfado, no cambiarán nunca de opinión, y no debemos olvidar que es la salud de sus hijos la que nos interesa”, concluye Piñeiro. Si los pediatras dedican tiempo, empatía y orientación adecuada a los padres, sus ‘poderes’ estarán siempre asegurados.

Cómo encontrar fuentes fiables en pediatríaEl pediatra es siempre el que mejor cuida al niño. Pero si lo padres desean recabar más información en internet, los expertos pueden recomendar páginas fiables. Lo primero que se debe hacer al visitar una página es buscar signos y síntomas de que se trata de una web de confianza. Numerosas sociedades científicas tienen páginas con información para padres, elaboradas por profesionales con reconocida experiencia en el campo:

En Cuba:

–     Sitio de Pediatría

–     Sitio de PUERICULTURA 

y en España:

–       Asociación Española de Pediatría

–       Comité Asesor de Vacunas

–       Web EnFamilia

–       Web Familia y Salud

–       Blog Lucía, mi pediatra

–       Blog El médico de mi hij@
diciembre 5/2017 (agenciasinc.es)

Una de cada cinco niñas está en riesgo de sufrir un abuso sexual

Sáb, 12/02/2017 - 05:15

Según Encarnación Mollejo, jefa de Psiquiatría del Hospital del Sureste, en Arganda, una de cada cinco niñas sufrirá un abuso sexual en la infancia. “El abuso sexual infantil es el principal problema porque está muy oculto y hay datos poco fiables. Se estima que solo se conoce o se denuncia un 20 por ciento de los casos. De hecho, menos del 40 por ciento reciben algún tipo de asistencia”.

Mollejo ha destacado a DM que ser mujer entre 7 y 12 años es un factor de riesgo, igual que pertenecer a una familia con menos arraigo, o en la que existan menos vínculos afectivos o la madre no esté presente, aunque el abuso sexual puede producirse en todos los estratos sociales. También son más vulnerables a sufrirlo los niños preverbales y los que sufren alguna discapacidad.

El principal problema para que este tipo de abusos vean la luz es la ocultación, bien por que el niño no lo cuenta o no le creen, o bien por la familia si tiene conocimiento de ello, ya que el 90 por ciento de los abusos sexuales infantiles los perpetran conocidos y el 65 por ciento personas de la familia. Asimismo, el 90 por ciento de los agresores suelen ser hombres. “La media de edad de los abusos sexuales se producen entre los 7 y 12 años“.

Consecuencias

Los efectos de la salud que producen los abusos sexuales infantiles dependen mucho de la edad y pueden ser inespecíficos. “Lo más inmediato que se puede observar son los cambios comportamentales: que aparezcan dificultades para dormir, o que si controlaba esfínteres deje de hacerlo durante el sueño, que se vuelva más desconfiado, y sea más introvertido. Si no sabes que ha habido un abuso sexual es difícil determinar qué ocurre”.

Hay que tener en cuenta que muchas veces los abusos no dejan secuelas físicas porque puede tratarse de “caricias, tocamientos, exhibicionismo o masturbaciones delante del niño”. En el caso de que las haya, los padres suelen ser los primeros en detectarlas y en acudir al pediatra o a Urgencias.

Según Mollejo, otro fenómeno que puede producirse, especialmente en los niños más pequeños, es el síndrome de acomodación: “El niño pequeño pasa por una serie de fases: una primera de impotencia por no poder salir de la situación y acaba por asumirla, dando por hecho que se va a perpetuar en el tiempo”. También pueden producirse amenazas y la exigencia del secreto, para que el menor no hable de ello.

“A corto y largo plazo se pueden producir desde trastornos afectivos -ansiedad, depresión, dificultades para dormir- o trastornos de la conducta alimentaria, que debutan más tarde”, consumo de drogas, de alcohol, ideaciones autolíticas… Así que si no se conoce el antecedente son muy difíciles de detectar.

No obstante, también hay síntomas más específicos, que pueden aparecer, como conductas sexuales llamativas y no concordantes con la edad, que pueden realizar juegos con muñecos o con compañeros con contenidos sexuales o conocimientos sexuales excesivos para la edad. Asimismo, a medio y largo plazo, según Mollejo, pueden aparecer trastornos en la esfera sexual, bien relacionados con la identidad sexual, fobias sexuales, evitación o no disfrute de relaciones sexuales, anorgasmia, sentimientos de culpa, de vergüenza, bajo autoestima… “Todo repercute en la personalidad en la relación con los demás. En algunos casos se dice que son niños que pueden ser más propensos a tener otras situaciones de violencia o incluso de abusos sexuales”.

Violencia de género: sin registro único

Hasta la fecha en 2017 los casos de sospecha, abuso y/o agresión infantil atendidos en el Infanta Leonor han sido 2, que se encuentran en el registro de casos infantiles. En este centro se ha iniciado en 2017 un registro de ancianos víctimas de violencia y, según Nieves Martín, el Infanta Leonor, como en otros centros hospitalarios de Madrid, existe un registro de casos de violencia de género aunque no existe un registro único que permita averiguar si la mujer ha consultado en otros centros y en otras ocasiones por el mismo motivo. “Si el profesional anota en la historia clínica que la mujer acude por episodio de violencia sí queda registrado pero no se anota en un registro común”, ha dicho Martín. En 2017 en el Infanta Leonor se han registrado 88 casos en el Servicio de Urgencias, un 60 por ciento más desde que se comenzó el protocolo de atención en 2013, cuando se atendieron menos de 12 casos.

“Cerca del 98 por ciento se han atendido en el Servicio de Urgencias a raíz de la implantación del protocolo y de las sesiones formativas para los profesionales. La Comisión Hospitalaria de Violencia de género del hospital ha extendido estos cursos de Urgencias a otras áreas del hospital”. Asimismo a principios de noviembre se han realizado charlas de formación para residentes para la atención de pacientes -mujeres, niños y ancianos- que sufren violencia y que son atendidos en Urgencias.

El objetivo de la comisión del Infanta Leonor es continuar difundiendo los protocolos al resto del centro e intentar concienciar al resto de profesionales de la importancia de la violencia, como problema de salud pública, en las esferas biológica, psíquica y social de la mujer.

Recursos

Para un correcto abordaje de la violencia de género o sexual -la segunda se considera una forma de la primera-, según Úrsula Díaz, trabajadora social del Hospital Infanta Leonor, es necesario que los recursos de la red de la Comunidad de Madrid sean conocidos por todos los profesionales sanitarios. Tras la valoración facultativa en Urgencias, que, entre otras derivaciones, determina si hay que implicar a Psiquiatría, los profesionales de trabajo social realizan una entrevista y una valoración en función a la situación en la que se encuentre la mujer y se establece cómo proceder.

Según Díaz, el objetivo es realizar una intervención integral e individual entre sanitarios, trabajo social y juristas… “Si la mujer o sus dependientes no pueden seguir en su entorno, esta es la puerta de entrada a la red de centros residenciales o no residenciales de la Comunidad de Madrid”.
diciembre 1/2017 (diariomedico.com)

Reconstruyen piel autóloga funcional para epidermólisis ampollosa

Lun, 11/13/2017 - 05:17

Los cultivos primarios de queratinocitos, modificados genéticamente, han conseguido reconstruir la epidermis en un niño afectado de epidermólisis ampollosa, más conocida como piel de mariposa. La novedad es que esta piel es completamente funcional, publica Nature.

Un equipo multildisciplinar de investigación ha, reconstruido una epidermis completamente funcional, que cubre aproximadamente el 80 por ciento de la superficie total del cuerpo, para un paciente de siete años de edad afectado de epidermólisis bullosa de la unión (JEB) enfermedad genética más conocida como piel de mariposa, según publican los autores en el último Nature.

La JEB es una enfermedad genética grave, a menudo letal, que hace que la piel se vuelva frágil. Las mutaciones en los genes LAMA3, LAMB3 o LAMC2 afectan a una proteína llamada laminina-332, un componente de la membrana basal de la epidermis, que causa ampollas en la piel y heridas crónicas que deterioran la calidad de vida del paciente y pueden conducir al desarrollo de cáncer cutáneo.

El tratamiento previo de dos pacientes ha proporcionado datos que ponen de manifiesto que el trasplante de cultivos epidérmicos transgénicos (grupos de células epidérmicas genéticamente modificadas) puede generar una epidermis funcional que conduce a la corrección de las lesiones cutáneas de la JEB. Sin embargo, en estos trabajos solo se reconstruyó una pequeña área de piel.

Cultivos e injertos secuenciales

En este nuevo ensayo, el equipo dirigido por Michele De Luca, de la Universidad de Módena y Reggio Emilia, en Módena, Italia, ha empleado células de piel de un área no ampollosa del niño afectado, consiguiendo reconstruir la epidermis. A partir de estas células, los investigadores establecieron cultivos primarios de queratinocitos, que se modificaron genéticamente utilizando un vector retroviral para contener la forma no mutada del gen LAMB3. Posteriormente, se practicaron injertos epidérmicos transgénicos secuenciales sobre un lecho de herida dérmica, adecuadamente preparada para cubrir la superficie corporal afectada del paciente.

“Después de una evolución de 21 meses, se ha observado que la epidermis regenerada se adhirió firmemente a la dermis subyacente, incluso después de estrés mecánico inducido, se curó normalmente y no formó ampollas”, señala De Luca.

A través del proceso de rastreo clonal, los autores, entre los que también se encuentran Tobias Hirsch, de la Universidad de la Universidad de Pittsburgh, Pennsylvania, Estados Unidos, y Tobias Rothoeft, de la Universiad de Bochum, Alemania, encontraron que la epidermis humana está sustentada por un número limitado de células madre de vida larga que pueden autorrenovarse ampliamente y pueden producir progenitores que reponen los queratinocitos terminalmente diferenciados.
noviembre 12/2017 (diariomedico.com)

Identificado el mecanismo de activación de la vía Hedgehog implicada en un tipo de cáncer infantil

Sáb, 11/11/2017 - 05:38

Los investigadores, liderados por el Dr. Josep Roma, investigador principal del grupo y la Dra. Soledad Gallego, jefa del servicio de Oncología y Hematología Pediátricas de Vall d´Hebron, han descubierto el mecanismo que hace que la vía Hedgehog esté fuertemente activada en estos tumores a pesar de que no presentan mutaciones directas en la mayoría de los casos. Concretamente, el estudio revela una elevada presencia de los ligandos Indian Hedgehog (IHH) y Desert Hedgehog (DHH) y demuestra que tienen un papel fundamental en la activación oncogénica de los rabdomiosarcomas infantiles. Ha sido publicado en la British Journal of Cancer.

La vía de señalización Hedgehog tiene un papel clave en la proliferación celular, el crecimiento y la diferenciación de las células tumorales. También controla su capacidad migratoria y de formación de metástasis y por tanto, la agresividad que las caracteriza. Ya se conocía la función oncogénica de esta vía, pero este estudio ha demostrado cuál es su mecanismo de activación. Aclarar el mecanismo molecular será clave para el desarrollo de nuevas terapias específicas, que podrán ser diseñadas con mucha más especificidad una vez revelado el mecanismo exacto. A diferencia de otros tipos de cáncer, en el rabdomiosarcoma la activación es debida a una sobreexpresión de algunos ligandos de la vía en lugar de a mutaciones genéticas de sus componentes.

“Para llevar a cabo el estudio, se implantaron líneas celulares de tumores humanos de rabdomiosarcomas (RMS) en modelos animales de experimentación y observaron que cuando las células no tienen los ligandos, los tumores no podían crecer o su crecimiento era muy limitado. Por tanto, inhibir la interacción entre el ligando y su receptor podría ser una buena diana terapéutica”, explica el Dr. Josep Roma.

Este descubrimiento permitirá ofrecer alternativas a medio plazo para los pacientes que no responden a las terapias actuales. De hecho, en el año 2011 este mismo grupo de investigación ya descubrió la implicación de otra vía de señalización – vía Notch – en los rabdomiosarcomas y ahora “una de las líneas de trabajo que tiene en marcha está enfocada a conseguir la doble inhibición farmacológica de ambas vías, Notch y Hedgehog”, avanza.

Por otra parte, este trabajo, en el que también ha participado el grupo de investigación traslacional de tumores sólidos pediátricos del Instituto de Investigación Sanitaria INCLIVA, se podría replicar a otros tipos de cáncer como el de páncreas, ovario y colorrectal donde también se ha descrito la activación de la vía Hedgehog.
noviembre 10/2017 (immedicohospitalario.es)

Diseñan un implante anular valvular que crece con el niño y evitaría reintervenciones

Jue, 11/02/2017 - 05:50

La anuplastia valvular, como así se conoce, podrá evitar reintervenciones quirúrgicas mediante un implante con dos componentes que se elongarán a medida que el niño va creciendo.

Un equipo de investigadores de los hospitales estadounidenses de Boston Children’s y Brigham and Women’s, han diseñado un implante denominado anuloplastia valvular para emplear en isuficiencias mitrales y tricuspideas infantiles que va elongándose con el crecimiento del niño y evitaría las reintervenciones.

Pedro del Nido, coautor senior del estudio y jefe de cirugía cardiovascular del Boston Children’s, explica que el diseño del implante contiene dos componentes: un núcleo central de un biopolímero degradable y una envoltura tubular que se elonga a lo largo del tiempo en respuesta a las fuerzas tensionales ejercidas por el crecimiento de los tejidos circundantes.

El estudio que ha sido publicado recientemente en la revista Nature Biomedical Engineering, señala que ajustando la composición del polímero se podría predecir la degradación del núcleo del implante en un determinado tiempo.

Este concepto podría ser empleado en diferentes situaciones clínicas.
noviembre 1/ 2017 (diariomedico.com)